GuidePedia

0

La cistitis es una afección muy habitual entre las mujeres a lo largo de toda su vida. Se trata de una inflamación de la vejiga producida por las bacterias que se encuentran en los alrededores del ano. Es por eso que el calor y el sudor que tenemos durante el verano, convierte nuestras partes íntimas en un ambiente perfecto para el desarrollo de dichas bacterias. Así que os vamos a dejar una serie de consejos para evitar la cistitis.

Los síntomas más frecuentes son fiebre, dolor y escozor al orinar, ir al baño con mucha frecuencia y en muchas ocasiones sin poder expulsar nada. Lo primordial es acudir al médico para tratar la infección y para prevenirla podemos empezar por tener una buena higiene genital. La ropa ajustada es una gran enemiga, por lo que es mejor optar por prendas holgadas y de algodón para evitar la sudoración excesiva.

La dieta también influye bastante y es que es más adecuado consumir fibra así como verduras y frutas frescas, al tiempo que nos mantenemos bien hidratados. Por otro lado, tampoco debemos dejar que el frio nos afecte a la zona genital ya que puede causar inflamación y mayor riesgo de contraer una infección indeseada.

Publicar un comentario

 
Top