GuidePedia

0

Si quieres blanquear los dientes de manera natural, no dejes de confiar en el agua oxigenada, una herramienta que podrá ayudarte a la hora de crear una boca mucho más sana. Intenta siempre no degradar tus dientes con pastas que contengan ingredientes demasiado duros como la sal de grano duro grande.

Intenta siempre mostrar una pasta con una cucharada o dos de agua oxigenada y una pizca de bicarbonato hasta que la pasta adquiera una textura parecida a la del dentífrico, después cepíllate los dientes con esta pasta y déjala actuar unos minutos.

Será el mejor remedio para que tus dientes se mantengan totalmente blancos sin tener que acudir a remedios mucho más agresivos, tratamientos dentales que no se corresponden con tu presupuesto o kits blanqueadores que no te convencen. Siempre, intenta también tomar purés de fresas y de vez en cuando realizar gárgaras con zumo de limón, será el mejor tratamiento para que tus dientes siempre estén totalmente blancos.


Publicar un comentario

 
Top