GuidePedia

0


Una dieta milagrosa siempre te aportará un peligro inminente para tu dieta, creando la manera perfecta de caer en errores que podrían hacerte desfallecer. Una dieta no es un juego y siempre tendrás que tener asesoramiento médico o nutricional para hacerlo bien.

Intenta siempre  no quitarte ningún alimento básico como las frutas, las verduras, las proteínas de los huevos y el pollo o el pescado y las legumbres o el arroz (cocinadas en blanco y sin salsas. No tomes cerdo, así como todo tipo de salsas elaboradas con harina y mantequillas.

Tampoco tomes refrescos y pasteles prefabricados, será la mejor manera de no coger grasas y todo tipo de residuos que se adquieren con este tipo de alimentos, uniéndote a una dieta muy productiva y sana. Introduce varios alimentos de hoja verde como la rúcula, las espinacas o las acelgas y también toma muchos cítricos, será la manera perfecta de alimentarte bien y con inteligencia.









Publicar un comentario

 
Top